ES POSIBLE TRABAJAR CON ADOLESCENTES

¿Cómo hemos llegado a este punto?

Desde que hace unos años se adelantara la edad con la que los chavales reciben el sacramento de la confirmación nuestra estructura de Pastoral de Adolescencia y Pastoral Juvenil ha experimentado un profundo cambio. Hasta ahora, en la inmensa mayoría de nuestras parroquias, la catequesis sacramental ha sido la oferta principal para los adolescentes y los jóvenes. No obstante, seamos sinceros, habitualmente la estructura de la catequesis sacramental ha resultado poco atractiva para los chavales. Especialmente, el perfil del animador no ha sido siempre el más propicio para conectar con el mundo juvenil. Si a esto le añadimos el marcado carácter docente, que tiende a repetir los esquemas propios de la escuela, no es de extrañar que la inmensa mayoría de los catequizandos una vez que reciben el último sacramento de la Iniciación Cristiana no quieran volver a aparecer por la parroquia en una temporada. Y todo ello sin entrar a analizar el ambiente tan poco favorable para la fe que están respirando nuestros chavales.Más allá de entrar a discutir si es apropiado o no el cambio que se ha llevado a cabo, lo que está claro es que éste nos obliga a repensar toda nuestra pastoral. Es más yo al menos así lo creo posiblemente nos encontramos ante una oportunidad única para revitalizar la pastoral con nuestros adolescentes y jóvenes. En este sentido creo que deberíamos tomar buena nota del trabajo que desarrollan las congregaciones religiosas, quienes, a  esar de la que está cayendo, siguen teniendo un importante número de adolescentes, jóvenes e incluso universitarios.

 

PRÓXIMOS EVENTOS

Sin eventos

NOTICIAS

Últimos Temas FORO

COMPARTENOS...

QUIEN ESTA EN LINEA

Hay 129 invitados y un miembro en línea

VISITAS

Total1257739

Lunes, 18 Diciembre 2017 18:39